• SÍGUENOS:

28 de septiembre de 2016

La UE considera a los limones turcos como producto de riesgo por residuos de plaguicidas y los somete a controles oficiales más intensos


La Comisión europea, con el voto unánime de los 28 Estados miembro decidió en Marzo de 2016 incluir los limones de Turquía en el anejo 1 del Reglamento (CE) nº 669/2009, al considerar que se trata de un producto de riesgo debido a la presencia de residuos de pesticidas. Por esta razón los limones turcos que se importan en la UE esta campaña 2016/2017 que ahora comienza, estarán sometidos a controles especiales y reforzados por parte de las autoridades de control europeas, incluyendo análisis de laboratorio. 

Este Reglamento comunitario establece un listado de alimentos (Anexo I) que deben ser objeto de un control oficial especial en el punto de entrada en el territorio comunitario. Dicha lista de productos se revisa periódicamente, teniendo en cuenta los resultados de la aplicación del Reglamento, las notificaciones del sistema de alerta rápida de la UE, conocido como RASFF, los informes de la Oficina Alimentaria y Veterinaria de la Comisión Europea, los resultados de los programas de vigilancia nacionales, los informes y datos recibidos de países terceros, etc. 

En el caso de los limones turcos, su inclusión en esta lista de productos de riesgo oficializada en la publicación del Reglamento (UE) 2016/443, ha sido consecuencia de la detección en 2015 de 10 lotes con residuos de bifenilo con analíticas que confirmaban una presencia de hasta 8,56 mg/kg cuando la normativa de la UE fija para esta sustancia en limones un LMR igual al límite de detección (0,01 mg/kg). 

Además, sucesivos informes de la Oficina Alimentaria y Veterinaria de la UE (FVO) en 2009, 2010, 2011 y 2013 confirman de forma reiterada las deficiencias del sistema oficial turco de control sobre la comercialización y uso de productos fitosanitarios, muchos de ellos prohibidos en la UE, lo que unido a que el muestreo oficial de los lotes que se exportan es muy bajo, y a la limitación de laboratorios convenientemente acreditados, hacen aconsejable un mayor control en las aduanas comunitarias. 

Todo ello sin olvidar que el ultimo informe del USDA (Departamento de Agricultura de Estados Unidos) publicado en 2015 sobre la citricultura en Turquía, confirmaba que el gran reto de los exportadores de cítricos en Turquía era precisamente la alta presencia de residuos de pesticidas tanto pre como postcosecha. 

Valoración por parte de AILIMPO. 

Desde AILIMPO, la interprofesional de limón y pomelo de España se destaca que “de esta forma se confirma de forma oficial el reconocimiento expreso por parte de la Comisión europea del riesgo de los limones turcos en cuanto al incumplimiento de la normativa comunitaria en materia de residuos de plaguicidas”. Por otra parte se considera que , “esta decisión de la UE ofrece una información clave para las cadenas de distribución y para los consumidores europeos, al destacar los problemas de los limones turcos para cumplir los estándares de seguridad alimentaria de la UE, y por tanto se confirma la mayor garantía que ofrecen los limones españoles”. 

 

Sobre AILIMPO 

Ailimpo es una interprofesional a nivel nacional, con sede en Murcia, oficialmente reconocida por el Ministerio de Agricultura y la Comisión europea, que representa los intereses económicos de productores, cooperativas, exportadores e industriales de limón y pomelo en España, un sector en el que España es líder mundial de exportación en fresco y 2ª en el ranking de países procesadores, facturando 620 millones € anuales, generando 15.000 empleos directos y una facturación en industrias auxiliares de más de 250 millones de euros. 

El sector de limón contribuye a la sostenibilidad medioambiental, con un balance neto positivo de 304.840 toneladas secuestradas de CO2 al año. 

Entre sus funciones la ley destaca: Velar por el adecuado funcionamiento de la cadena alimentaria, Elaborar los contratos tipo agroalimentarios y desarrollar métodos para controlar y racionalizar el uso de productos fitosanitarios para garantizar la calidad de los productos y la protección del medio ambiente, así como el impulso y promoción de los estándares de calidad y excelencia en el sector. 

MURCIA (ESPAÑA) 20 DE SEPTIEMBRE DE 2016