• SÍGUENOS:

24 de mayo de 2005

AILIMPO pide la consideración de caso FUERZA MAYOR


La zona productora de limón del levante español, y en particular las provincias de Murcia, Alicante y Málaga han sufrido durante el mes de enero de 2005 una situación de bajas temperaturas persistentes durante varios días consecutivos que han provocado graves daños por heladas en numerosos cultivos de limón, pudiendo afirmar que la magnitud de los daños producidos configura una situación asimilable a la de desastre natural.

Como prueba de la gravedad de los daños causados, la Jefatura del Estado aprobó el Real Decreto Ley 1/2005 de 4 de febrero por el que se adoptan medidas urgentes para paliar los daños ocasionados. Así mismo, la Comunidad Autónoma de Murcia aprobó el Real Decreto 22/2005 de 11 de febrero, por el que se establecen ayudas para paliar los daños producidos por las heladas, y la Generalitat Valenciana aprobó el Decreto 22/2005, de 4 de febrero, del Consell de la Generalitat, por el que se establecen ayudas para paliar los daños producidos por las heladas ocurridas durante los últimos días del mes de enero de 2005.

La importancia de los daños causados hace prever que algunas organizaciones de productores no estén en condiciones de cumplir sus obligaciones contractuales con los transformadores y puedan ser de aplicación las sanciones establecidas en los artículos 29 y 30 del Reglamento (CE) nº 2111/2003 excepto si se considera por parte del Estado miembro que estamos ante un caso de fuerza mayor, tal y como establecen los artículos mencionados.

La Junta Directiva de AILIMPO reunida el pasado 17 de febrero, considerando la gravedad de los daños causados por las heladas, acordó por unanimidad solicitar a las autoridades competentes españolas la consideración de las heladas sufridas como caso de fuerza mayor a los efectos de no aplicación de las sanciones previstas en los artículos 29 y 30 del Regl. (CE) nº 2111/2003.